dimarts, 5 d’abril de 2016

2603-LA INTOLERANCIA DEL SEPARATISMO

Un manifiesto nacionalista exige que la lengua que ha­blamos el 60% de ciudadanos que vivimos en Cataluña no sea oficial en un hipotético 'Estado propio'. Realmente es de agradecer que el separatis­mo se quite la careta. Así nos muestra su voluntad de tratar­nos a los castellanohablantes en su Nou País como ciudada­nos de segunda, sin derechos lingüísticos. Y, no contentos con ello, nos acusa de ser pér­fidos agentes de la «inmigra­ción» que «colonizamos». ¿Con tal grado de intolerancia y arrogancia, pretenden am­pliar la base independentista? Este manifiesto es un insulto a muchos ciudadanos y un ataque a la cohesión de nues­tra sociedad. Lamentable que una supuesta izquierda cata­lana avale actitudes y un len­guaje propios de la ultraderecha de Donald Trump y el Frente Nacional francés.

José Ginés. Barcelona.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada